sábado 25 de mayo 2024
Internacional

Rusia y China vetan en la ONU la propuesta de alto el fuego inmediato en Gaza

Rusia y China vetan en la ONU la propuesta de alto el fuego inmediato en Gaza
Por Sala de redacción
marzo 22, 2024 - 21:17

Este viernes se llevo a cabo una nueva sesión del Consejo de Seguridad de la ONU, donde se discutió un proyecto de resolución propuesto por Estados Unidos para instaurar un alto el fuego inmediato en la Franja de Gaza , el cual fue vetado debido a la oposición de Rusia y China. El texto, que buscaba resaltar la urgencia de un cese al fuego duradero y vinculado a la liberación de rehenes, recibió 11 votos a favor, pero fue bloqueado por los votos en contra de Rusia, China y Argelia, junto con la abstención de Guyana.

Previo al voto, el embajador ruso Vassily Nebenzia criticó el proyecto estadounidense, calificándolo de «hipócrita» y argumentando que no instaba claramente al cese de las hostilidades, sino que simplemente destacaba la necesidad de un alto el fuego para proteger a civiles de ambas partes.

La embajadora estadounidense Linda Thomas-Greenfield denunció la decisión como «cínica», acusando a China y Rusia de preferir el fracaso del Consejo sobre el éxito de una resolución liderada por Estados Unidos.

Desde el inicio del conflicto entre Israel y Hamás, Estados Unidos había evitado el uso del término «alto el fuego» en las resoluciones de la ONU, bloqueando tres textos previos. Sin embargo, en esta ocasión, Washington decidió someter a votación un proyecto que enfatizaba la necesidad de un cese al fuego inmediato y duradero para proteger a los civiles y permitir la entrega de ayuda humanitaria esencial.

El embajador ruso Nebenzia criticó el proyecto estadounidense como un «ejercicio retórico vacío» que otorgaba luz verde a Israel para continuar sus operaciones militares en Gaza. Mientras tanto, su homólogo chino, Zhang Jun, lo calificó de «ambiguo» y «desequilibrado» por imponer condiciones para el alto el fuego.

El proyecto de resolución también condenaba los actos de terrorismo, incluyendo los ataques de Hamás del 7 de octubre, que provocaron la muerte de al menos 1,160 personas, en su mayoría civiles. Sin embargo, con el veto de Rusia y China, la resolución no pudo avanzar, dejando la situación en Gaza en un estado de incertidumbre y con consecuencias humanitarias cada vez más catastróficas.