domingo 19 de mayo 2024
Internacional

Presidente de Cuba denuncia a Estados Unidos por intromisión y búsqueda de un ‘estallido social’ en la isla

Presidente de Cuba denuncia a Estados Unidos por intromisión y búsqueda de un ‘estallido social’ en la isla
Por Sala de redacción
marzo 20, 2024 - 01:13

Durante su participación en una feria comercial en La Habana, el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, reafirmó las acusaciones de su gobierno contra Washington en respuesta a las recientes protestas en varias localidades cubanas por los cortes de electricidad y la escasez de alimentos.

Las autoridades estadounidenses, incluyendo la embajada en La Habana, expresaron comprensión hacia las demandas de los manifestantes y llamaron a respetar sus derechos humanos. En respuesta, el presidente Díaz-Canel calificó tanto a los representantes del Departamento de Estado como a la embajada estadounidense como «injerencistas» y «prepotentes», denunciando su desprecio por el pueblo y la revolución cubana.

Díaz-Canel afirmó la soberanía de Cuba y su independencia frente a Washington, rechazando la idea de rendir cuentas al gobierno estadounidense. Enfatizó la solidez de la revolución cubana frente a los intentos de presión y bloqueo económico, incluida la inclusión en la lista de países que supuestamente apoyan el terrorismo por parte de EE.UU.

El presidente cubano acusó a EE.UU. de buscar una restauración neocolonial y neoliberal en Cuba, pero se mostró confiado en que no tendrán éxito en sus intentos. Explicó cómo EE.UU. utiliza una combinación de asfixia económica a través de sanciones y presión mediática para provocar un estallido social en Cuba y debilitar la unidad del pueblo con la revolución.

Díaz-Canel criticó la cobertura mediática internacional de las protestas del domingo, destacando la manipulación de la problemática cubana. Las manifestaciones, que se produjeron en varias ciudades, reflejaron el descontento por la crisis económica que atraviesa Cuba, caracterizada por escasez de alimentos, medicinas y combustible, así como cortes eléctricos prolongados y una creciente dolarización.